"A la vida es necesario brindarle la elevación exquisita, la rebelión del brazo y de la mente" Severino Di Giovanni.

jueves, 28 de junio de 2012

Sobre el desarrollo del caso del compañero Luciano Pitronello "Tortuga"

En los últimos meses, la verdad, he dejado a un lado la información al respecto de la situación del compañero Luciano Pitronello "Tortuga" en Chile. Esto no se ha debido a ninguna razón particular, no ha sido porque haya dejado de sentir afinidad con el compañero ni nada por el estilo, sino que simplemente, he dado prioridad a otras cosas. Un error por mi parte. De todos modos, otras contra-informativas han dado cobertura a las diferentes cosas que han ido pasando y que estaban relacionadas con el caso.

Para recordar un poco la situación, el compañero está de nuevo en el talego, pues a pesar de que en un comienzo en Febrero se le había conmutado la prisión preventiva como medida cautelar por el arresto domiciliario, finalmente la corte de apelaciones falló a favor del recurso presentado por la fiscalía y envió de nuevo a Luciano a prisión.

Respondiendo al llamamiento de solidaridad que emitieron los 3 compañeros del Caso Security (Marcelo Villarroel, Freddy Fuentevilla y Juan Aliste Vega), el pasado 21 de Febrero Luciano emitía un comunicado desde la cárcel (aquí) por el cual empezaba una huelga de hambre en la que se comprometía a privarse de una de las 3 comidas diarias (en su caso, el desayuno).

Otra noticia destacable es que la preparación del juicio oral ya comenzó el pasado miércoles 11 de Abril. Por ahora no se ha difundido demasiada información pero bueno. Aquí, en el blog "Negra tortuguita a la kalle", del grupo de apoyo a Luciano podéis encontrar actualizaciones al respecto.

El juez habría desestimado gran parte de los recursos de la defensa, que protestaba por los rastreros intentos de la acusación de presentar como testigos a vecinxs del barrio donde se ubicaba el centro social okupado que Luciano visitaba con frecuencia afirmando que en el interior se realizaban a menudo "actividades anarquistas". Además, en su informe, la fiscalía hablaba también de las páginas web, periódicos, fanzines y otros medios de contra-información intentando relacionarlos directamente con Luciano, basando tan estúpida acusación en que en esos espacios se difundían reivindicaciones de acciones ilegales, cartas, actualizaciones informativas y otras muestras de solidaridad con el compañero.

Entre otras cosas, la defensa argumentó que "el delito es la colocación del artefacto explosivo y el robo y adulteración de patente, la ideología anarquista no está tipificada como delito, ni mucho menos pertenecer a grupos okupas" (Nota del blog: "grupos okupas"... ¿?¿?).

Todos estos "testimonios" fueron considerados por el juez como "pertinentes para la investigación y para el juicio", junto con las declaraciones de varixs trabajadorx del banco que Luciano intentaba atacar con la bomba la noche en que tuvo su accidente. Es curioso que la fiscalía, desesperada por alimentar su espectáculo y justificar así la aplicación de la ley anti-terrorista, recurra a lxs trabajadorxs del banco como si el mero hecho de estar empleadxs ahí fuese a hacer que les afectase lo que pasase en la sucursal durante la madrugada, mientras ellxs dormían en sus apartamentos, algunos situados a varios kilómetros. ¿Acaso si yo ahora voy a un banco y le reviento los cristales a adoquinazos, el oficinista que trabaja ahí por la tarde se va a percatar de algo en su casa?, pues parece que para la acusación y para el juez esta idea no suena descabellada.

Sin embargo, uno de los recursos que el juez habría aceptado fue desestimar los documentos que la acusación presentó para tratar de relacionar a Luciano con lxs 5 compañerxs del Caso Bombas (hoy ya concluido y lxs 5 compañerxs afortunadamente absueltxs, aunque todavía está pendiente que se lea la sentencia final en Agosto y que pase el tiempo que la fiscalía tiene para apelar). El juez recordó que esxs 5 compañerxs, pese a permanecer entonces todavía encausadxs por algunos bombazos de lxs que supuestamente serían responsables (ahora ya se ha visto que no), habían sido sobreseídxs del delito de formar una supuesta asociación terrorista, por lo que los argumentos fiscales que relacionaban a Luciano con la actividad delictiva de esa inexistente organización no tendrían sentido.

También se desestimó la ya ampliamente difundida "Carta a los corazones indómitos" (que podéis leer aquí en este blog) ya que, aunque yo mismo y el resto de espacios internacionales y del propio Chile que la difundieron la recibimos como escrita por Luciano, esto último no se podía demostrar (no hay forma de saber que él escribió realmente la carta y no alguien en su nombre), por lo que usarla como prueba de la supuesta culpabilidad de Luciano tampoco será posible.

En lo referente a la preparación del juicio oral todavía no hay más información, y espero que lxs compañerxs chilenxs que estén en contacto con Luciano y puedan estar al corriente de la evolución de su situación, actualicen con la mayor brevedad que les sea posible el cómo se desarrolla su caso y cómo se encuentra él.

En lo que concierne a las muestras de solidaridad, en los últimos meses han sido muy numerosas. Desde mítines solidarios, hasta difusión y reparto de panfletos o colocación de pancarta con lemas apoyándole, hasta sabotajes, cortes de calle, ataques explosivos e incendiarios, pintadas y una larga lista que podéis encontrar en la página de Liberación Total, en la sección dedicada a las noticias que guardan relación con Luciano (aquí para acceder directamente).

Aquí se puede leer la última carta del compañero, a un año aproximadamente de su accidente y que recomiendo encarecidamente leer aunque sea un poco larga.

Nada más por ahora, con este pequeño resumen intento retomar un poco la actividad informativa en lo que respecta al compañero y su situación y espero más actualizaciones.

Salud, fuerza y solidaridad.