"A la vida es necesario brindarle la elevación exquisita, la rebelión del brazo y de la mente" Severino Di Giovanni.

sábado, 30 de junio de 2012

Explota una furgoneta cargada de bombonas de butano contra la sede de Microsoft en Atenas (Grecia)

Según informaron varios medios de la prensa burguesa y corporativa internacional, y según informó también las contra-informativas Viva la anarquía (aquí) y Abordaxe (aquí), un grupo de encapuchadxs de negro llegaron, en la madrugada del pasado miércoles y a bordo de una furgoneta que la policía griega supone que era robada, a las puertas de la sede en Grecia de la corporación informática y electrónica Microsoft, ubicada en el distrito de Marussi, al norte de Atenas.

Aparcaron la furgoneta delante de la puerta del edificio y tras tomar las debidas precauciones para que no se produjesen víctimas, acto seguido, prendieron fuego a la furgoneta, que dado que estaba llena de material inflamable (al parecer, 150 litros de gasolina), no tardó en explotar causando daños materiales en la fachada del edificio, valorados en más de 60.000 €. La explosión habría afectado tanto a la planta baja como al primer piso, pero no dejó a ninguna persona (ni tampoco a ningún/a policía) heridxs.

Dejo un vídeo de la prensa burguesa, en inglés, donde se cubre la noticia:


Ya me había avisado una compañera hace un par de días de la noticia, pero no quise difundirla porque hasta aquel momento la única fuente con la que yo contaba era la prensa burguesa, donde a voz de pronto ya se señalaba a lxs anarquistas como responsables. Sin embargo, al parecer tenían razón y una tal "Célula de Conductas Desviadas para la propagación del terrorismo revolucionario - Frente Revolucionario Internacional" se adjudicó el bombazo en un comunicado aparecido, por ahora y que yo sepa, sólo en griego en el servidor ateniense de Indymedia (aquí).

Yo no sé griego, pero según informa Viva la anarquía, en el comunicado se haría referencia a lxs compañerxs presxs en Grecia, a lxs compañerxs detenidxs en la Operación Osadía en Italia y al compañero Mario López, herido recientemente en México cuando, al parecer, explotó una bomba que transportaba o que manipulaba (he leído ambas cosas por ahí) causándole graves heridas (de forma parecida a lo que le sucedió a los compañeros Mauricio Morales, que falleció en el accidente, y Luciano Pitronello que sobrevivió y se recuperó milagrosamente).