"A la vida es necesario brindarle la elevación exquisita, la rebelión del brazo y de la mente" Severino Di Giovanni.

domingo, 1 de abril de 2012

Dos nuevas okupaciones en Galiza. La guerra contra la especulación continúa.

El otro día una amiga me avisaba de que con más peña, habían okupado en Marín (un pueblo cercano a la ciudad de Pontevedra) un edificio que pretendían convertir en Centro Social Okupado.

Pues bien, un mensaje recibido en el correo electrónico estos días con el siguiente manifiesto, el cual traduzco del galego, su lengua original, al castellano y que dejo por aquí, completaba la noticia:

MANIFIESTO DE OKUPACIÓN

Este manifiesto pretende ser la voz de todos lxs perjudicadxs por un reparto injusto. Ponemos cara a todos lxs que se reparten las sobras de lxs que van sobradxs. Somos todxs lxs que no tenemos un hogar en un pueblo lleno de casas condenadas al abandono por la soberbia, no es por diversión... aunque a veces también nos divirtamos, ni tampoco es por provocar... ya sabemos quiénes se darán por provocadxs, es la necesidad vitar la que nos lleva a okupar. En un mundo basado en la rentabilidad no tenemos cabida, por éso buscamos y liberamos este espacio totalmente olvidado y condenado a caerse en pedazos por la indiferencia de sus dueñxs. Buscamos abrir espacios para debatir, espacios culturales e informativos, creamos lugares para el pueblo, donde el pueblo pueda realizarse a sí mismo, compartiendo, respetando y confiando, de igual a igual, sin rendir pleitesía ante nada ni nadie.

Lxs de siempre tratarán de hacer su trabajo para echarnos, para que todo siga igual, ellxs encima y nosotrxs debajo. Manipulando la realidad de la forma que más les convenga. Os invitamos a venir y participar en las asambleas, para que saquéis vuestras propias conclusiones.

El fallo es que en dicho e-mail no se incluía la dirección, por lo que por ahora no puedo difundirla. Cuando logre contactar con la compañera, se lo preguntaré (jajaja ¡hay que estar más atentxs con cómo se difunden las cosillas gente!).

Foto del edificio okupado:


En el blog de Revista Anarquista Abordaxe, dan cuenta de otra okupación en Coruña. El prolífico movimiento okupa de la ciudad ha vuelto a arrancar de las codiciosas garras de la especulación un nuevo inmueble. Poco después del desalojo del emblemático CSO Casa das Atochas, una pintada apareció en el propio muro exterior que daba acceso a la ya deshabitada casa. Entre amenazadora y profética, gritaba "ISTO NON É MAIS QUE O COMEZO" (Ésto no es más que el comienzo) y así ha sido. Meses después, el viejo internado de las monjas Oblatas era okupado y convertido en centro social. Pues la cosa sigue, y esta vez ha sido embrujado un edificio de 131 viviendas (y cuyo tamaño total supera los 20.000 metros cuadrados), situado en la avenida de Finisterre, cerca de la gasolinera que hay en la carretera que se dirige hacia Meicende.

La propiedad es, en su mayoría, de la entidad bancaria Caja Madrid, tras la quiebra de TECOMSA en la fase final de la construcción. No obstante, hay 50 familias que pagan mensualmente una cuota que les da derecho a compartir la propiedad con el mencionado banco.

Lxs okupas han empezado ya con las tareas de limpieza y acondicionamiento del espacio, que por ahora funciona tan sólo como vivienda para varixs activistas pero que pronto comenzará su actividad también como centro social okupado y autogestionado. Al parecer, han asegurado que no abandonarán el espacio por su propio pie al menos hasta que éste le sea devuelto a sus propietarixs.

Hay que destacar la injusta y mediocre campaña de desprestigio que se ha llevado a cabo desde varios medios de comunicación burgueses, en los que se ha asegurado que lxs propietarixs han exigido un inmediato desalojo y que estaban muy descontentxs, lo cual es MENTIRA, pues la okupación ha terminado con los robos de material que, desde hace algún tiempo, se venían observando en el interior del edificio por parte de desconocidxs (que con lxs okupas dentro lo tienen más complicado para robar), por no hablar de que la relación de lxs okupas con lxs vecinxs del barrio y con la mayoría de familias que comparten la propiedad es por ahora muy buena, dado que estas familias comparten el rechazo de lxs okupas a las políticas y estrategias especulativas de la entidad Caja Madrid.

Seguiré informando.

Dejo una foto del edificio okupado recientemente en Coruña y rebautizado como Centro Social Okupado A moura.