"A la vida es necesario brindarle la elevación exquisita, la rebelión del brazo y de la mente" Severino Di Giovanni.

martes, 7 de febrero de 2012

Multitudinaria manifestación anarquista en Atenas contra la crisis del capital.

El pasado sábado 4 de Febrero, entre 4.000 y 5.000 anarquistas (las cifras varían según el medio contrainformativo) recorrieron las calles del centro de Atenas en protesta por el Estado de emergencia que se ha impuesto desde la Troika (Fondo Monetario Internacional, Banco Europeo y la Unión Europea) a través de lxs agentes que en Grecia protegen los intereses de ésta, así como del gran capital nacional e internacional.

La manifestación, que transcurrió sin incidentes, fue un éxito rotundo. Según informan algunos medios contrainformativos una gran cantidad de personas que se cruzaron en la calle con la manifestación aplaudían y repetían los cánticos y las consignas de lxs manifestantes, e incluso se unían a ellxs en un único grito por la dignidad, la libertad y la rebelión.

Durante la manifestación fueron repartidos miles de panfletos y de textos y se hicieron gran cantidad de pintadas con lemas que llamaban a la revuelta y a la auto-organización de la sociedad.

Algunas personas han criticado la manifestación por desenvolverse sin incidentes, afirmando que una situación como la vivida en Grecia estos días no se puede enfrentar pacíficamente, no obstante, creo que es una crítica bastante estéril producto sobre todo de la equivocada fetichización y el espectáculo que, en mi opinión, erróneamente se han hecho de la violencia y los disturbios en determinados círculos del anarquismo. Considero que la violencia revolucionaria es una herramienta, así como también lo es el acto de manifestarse pacíficamente. Cada estrategia tiene un contexto y la violencia revolucionaria no debe convertirse, desde mi punto de vista, en un fin en sí misma ni en un folclore que reproducir de manera casi onanista, auto-convenciéndose de que estamos haciendo algo cuando en realidad, hay que reconocer que tras la puesta en escena de esa violencia (efectivamente fruto de un descontento y plenamente justificada, nadie afirma lo contrario), todo vuelve a la normalidad y la ruptura que dicho estallido ha producido, se vuelve a sellar y atrás sólo quedan compas entalegadxs o multas estratosféricas.

Naturalmente, repito que ésto no es una crítica hipócrita y pueril a la violencia como esas que se escuchan tanto desde la "peñita" pacifista, que sólo rechazan la violencia cuando no está autorizada por el poder (chillan cuando alguien rompe un banco pero no dicen ni pío cuando la violencia producida por el sistema bancario destroza miles de vidas al día). No obstante, yo personalmente creo que la participación de las masas en la revuelta es fundamental para que esta tenga éxito y para ello, es necesario dotar a esas masas de la capacidad de auto-organizarse y de actuar y, sobre todo, lograr que sean conscientes de su propia condición de esclavxs (la mayoría ni lo son, y se creen marquesitxs por poder comprarse un coche y por tener a sus hijxs estudiando fuera). Esto tampoco significa supeditar nuestra militancia o nuestra lucha cotidiana al ritmo de esas masas, claro está, y hay determinados momentos en los que para responder a una agresión del poder, se vuelve necesario ir más allá del paseo lastimero y borreguil por la ciudad, pero tal vez marchas como ésta, que muestran y dan contenido verdaderamente antagonista a un descontento que de un modo u otro es compartido por la mayoría del pueblo griego, consigan despertar la curiosidad y la ilusión de mucha más gente, gente que mañana puede estar okupando centros sociales, llevando a cabo sus acciones individuales o participando en movilizaciones contra la policía que den mejores resultados del que dan hoy.

Dejo para terminar un vídeo (extraído de A las barricadas, aquí) y algunas imágenes de las pintadas realizadas durante la mani, con la traducción al castellano de cada lema. Las fotos y las traducciones de las pintadas las he extraído de Verba Volant, aquí (para más imágenes de la mani y de las pintadas, aunque sin traducir, mirad en Indymedia Atenas, aquí).


¡Contra-violentxs sí - No-violentxs no! (se refiere con contra-violentxs a la violencia como respuesta a la violencia del capital y del Estado).


A no vivir como esclavxs. ¡Rebélate, pueblo!.


La deuda se paga en las barricadas


Pobreza, indignación, depresión, miseria. Que nadie se quede de brazos cruzados.


No quemes calorías, quema un banco.