"A la vida es necesario brindarle la elevación exquisita, la rebelión del brazo y de la mente" Severino Di Giovanni.

sábado, 4 de febrero de 2012

Giannis Dimitrakis, en libertad condicional.

Yo extraigo la información de Revista anarquista Abordaxe, en portugués (Aquí) así como de las noticias que con el tiempo he ido leyendo al respecto y que, por razones obvias, no enlazaré pues tendría que ponerme a buscar de nuevo los enlaces y es un follón. Para encontrar más información sobre la ex-carcelación de Giannis en español, podéis meteros en Viva la anarquía (Aquí).

Sin duda una gran noticia la que estos días recibía el movimiento anarquista y/o anti-autoritario de todo el mundo. El compañero griego G. Dimitrakis ha sido puesto finalmente en libertad, tras 6 largos años de cautiverio en la cárcel del capital.

Recordemos que Giannis fue herido grave por las balas de la policía (y arrestado tras el tiroteo) el 16 de Enero de 2006, tras haber participado en un atraco al Banco Nacional de la calle Solonos, en el centro de Atenas.

La policía no tardó en suministrar los materiales necesarios para el montaje desinformativo y criminalizador que luego los medios de comunicación burgueses tanto de Grecia como de otros lugares del mundo se dedicaron a repetir como loros serviles que venden la honestidad y la veracidad a quien más promete al bolsillo de las directivas de las cadenas de televisión y de la prensa escrita, así como al de aquellxs que dirigen y controlan las agencias de información que, basándose en "testimonios" policiales, construyen las noticias.

Así, al anuncio de su ingreso en prisión, se unió una campaña paralela de mentiras que hablaban de una supuesta "banda de los atracadores de negro", de la cual Giannis sería miembro. Mientras el compañero estaba todavía hospitalizado en una unidad de terapia intensiva para curarle las heridas que le habían producido las balas del capital, el infame fiscal anti-terrorista Ioannis Diotis trató de interrogarle aprovechando su debilidad e indefensión en aquel momento, y tampoco tuvo ningún tipo de remordimiento al convertir también a su familia y entorno en objetos de la investigación. Al final, sin comerlo ni beberlo, el compañero no sólo se comió los cargos por el atraco al banco nacional, sino también cargos por terrorismo y por otros robos adicionales.

A pesar de todo, el compañero reconoció con orgullo (y mucho valor) que la acción de haber expropiado el banco nacional la cometió como una elección política personal, en tanto que fue una expresión de su rechazo hacia la farsa del trabajo asalariado, así como hacia el rol que los bancos cumplen en la actual crisis global y en el sustento y perpetuidad del sistema capitalista.

Por si fuera poco, el compañero permaneció activamente presente durante todo su encierro, colaborando en las diferentes protestas y revueltas carcelarias que tuvieron lugar y, a través de sus comunicados y escritos, mantuvo siempre un contacto vivo con la evolución de la guerra social en el exterior de los muros.

Cuando en Julio de 2007 juzgaron a Giannis en primer grado, le metieron una pena desorbitada de 35 años la cual, tras su apelación en Diciembre de 2010, se vio reducida a 12 años y medio. Finalmente, y tras haber cumplido 6 años de esa sentencia, ha sido excarcelado, aunque se encuentra en libertad condicional.

Aunque se trate de compañeros diferentes, hay que citar que para intentar resucitar el falaz cadáver de la supuesta "banda de ladrones de negro", el Estado griego trató de incluir también en el mismo caso a Simos Seisidis, Mario Seisidis y Grigoris Tsironis (de hecho, en Octubre de 2009 el Estado griego llegó al punto de ofrecer cuantiosas recompensas por sus cabezas).

Mario Seisidis y Grigoris Tsironis continúan fugados y en clandestinidad a día de hoy. Por su parte, Simos Seisidis se encuentra todavía en el hospital de la cárcel de Korydallós, a espera su último juicio.

Según lo declarado por el madero que le trincó, Panagiotis Bokos, el día que arrestó a Simos, recibió una llamada avisando de que dos hombres vestidos de negro acababan de cometer un robo en una tienda de la empresa Praktiker y fue al lugar para intentar encontrarles. Según dijo, reparó en Simos y su acompañante (Aris Sirinidis) porque "caminaban de forma nerviosa" y que fue entonces cuando, tras fijarse bien, "vio el arma que portaba Seisidis", ante lo cual Seisidis se habría vuelto de repente y habría apuntado con su arma  al policía, que habría disparado antes, alcanzando a Seisidis en la pierna derecha, motivo por el cual tuvieron que amputársela. Pese a haber sido todo tan rápido como describía su versión, el agente describió el tipo de arma que según él portaba Seisidis y además, ¿cómo es posible que si Seisidis se volvió con esa rapidez arma en mano, el policía disparase antes?, si se supone que no se lo esperaba, y lo más importante, ¿por qué la bala que alcanzó a Seisidis en la pierna derecha, lo hizo por el dorso de ésta, y no por delante?. Ante la imposibilidad del agente por responder a estas y otras preguntas que le fueron formuladas en el juicio, Seisidis fue absuelto, además del cargo de pertenecer a la inexistente "banda de los ladrones de negro", también del cargo de intentar asesinar al policía (en Grecia si eres anarquista y un policía te pega un tiro por la espalda en la pierna y por culpa de éso, te la tienen que amputar, resulta que lo que pasó es que tú intentaste asesinarle a él).

De todas maneras, alegra saber que Giannis está fuera, con lxs suyxs y le deseamos libertad, la gloria y la dignidad ya las ha conquistado con creces.

Libertad a todxs lxs presxs de la guerra social. 

"Fui, soy y seré un anarquista. Mientras viva y respire, el viaje continuará". Giannis Dimitrakis. 

La foto es de una protesta en la ciudad de A Coruña, en solidaridad con el compa. La extraigo del mismo enlace de Abordaxe que os he dejado arriba.