"A la vida es necesario brindarle la elevación exquisita, la rebelión del brazo y de la mente" Severino Di Giovanni.

martes, 21 de junio de 2011

Séptima y última semana de preparación del juicio oral del Caso Bombas.

Info extráida de Liberación Total: aquí

Seguimiento anterior del caso en este mismo blog:

 Más información:


Nos acercamos al final de esta absurda odisea que surgió de los demenciales intereses del poder por silenciar y criminalizar al emergente movimiento anarquista chileno por medio de montajes judiciales y policiales, violencia, hostigamiento, amenazas, seguimientos, encarcelamientos sin pruebas y excusas, muchas excusas.

Ésta última semana (desde el 13 hasta el 18 de Junio) ha entrado en juego la llamada "Infracción de garantías", que viene a significar que todas las pruebas, peritos y testigos que se han ido descartando a lo largo de las siete semanas de proceso de preparación del juicio oral por ser obtenidas en circunstancias turbias o por no encontrarse de ningún modo conectadas con los delitos que se imputan a lxs compas, podrán ser apeladas por la fiscalía, pasando a disposición de la corte de apelaciones la cual decidirá si éstas son aceptadas finalmente o no.

- Acerca del allanamiento "ilegal" a la vivienda de la compañera Candelaria Cortez en 2008

El 31 de Diciembre, el parásito Fuentesaliaga se dio a la fuga después de acuchillar a la que por aquel entonces era su pareja sentimental en una discusión conyugal, Candelaria Cortez. A las pocas horas es localizado por la policía y detenido y es entonces cuando se le relaciona con la inexistente asociación terrorista cuya formación y actividad se atribuía al resto de compañeros y compañeras detenidxs, incluída Candelaria.

La policía allana la vivienda donde habitaban él y Candelaria en los días siguientes, aún cuando Candelaria se encontraba hospitalizada por la herida que le ocasionó la puñalada del miserable Fuentesaliaga y su condición era la de persona víctima de un homicidio frustrado. Todo ésto vino a decir (unido a una serie de "irregularidades" y "fallos" en el proceso investigativo en el marco de la operación Salamandra) que tanto Candelaria como el otro personaje fuesen vinculadxs al Caso Bombas.

Finalmente, fue declarado ilegal el allanamiento a la vivienda de Candelaria y con él, todas las pruebas y delirios procesales que de él derivaron. En concreto, un par de sudaderas con supuestas trazas de TNT que, obviamente, nunca aparecieron al ser solicitadas las pruebas para una revisión por parte de la defensa.

- Sobre las mentiras de la fiscalía y las pruebas ilegales a Vinicio Aguilera y Diego Morales.

Cuando el 14 de Agosto de 2010 se desencadenó la operación Salamandra (más conocida como el Caso Bombas) y fueron allanadas de manera casi paralela varias viviendas particulares y centros sociales okupados de Santiago de Chile y alrededores, entre ellas, la okupa conocida como "La crota", en busca de Mónica Caballero, compañera anarquista y vegana sobre la cual pesaba una orden de detención.

En dicho allanamiento la policía reduce a la fuerza y con desmesurada violencia a varixs de lxs presentes, entre ellxs, Diego y Vinicio a lxs cuales tras encontrarse esposadxs en el suelo, les realizan contra su voluntad una prueba con una máquina que según declara la fiscalía, da positivo en la presencia de restos de TNT en las manos de los compañeros, por lo que son también apresados.

Cuando surge la duda en el tribunal acerca de la hora en la cual se hizo efectiva la orden de detención de lxs compas y la hora en la que fueron detectadas las supuestas trazas de TNT en sus manos y ropas y el contexto en el que se hacen las pruebas, la fiscalía contesta convencida que la toma de muestras fue voluntaria y la defensa solicita el pertinente documento firmado que acredite la afirmación, el cual no existe. La toma de muestras fue tan voluntaria que los compas incluso accedieron a ser golpeados y reducidos con llaves inmovilizadoras para luego esposarles y "voluntariamente" someterse a la prueba. Hay que joderse.

Ante ésto, la fiscalía vuelve a sacar a relucir su (escasa) capacidad imaginativa y replican que cuando entraron las fuerzas policiales al edificio okupado y comprobaron que allí residían también Diego y Vinicio, decidió ordenar la detención de ambos (pese a no haber orden de detención alguna) por considerarles "de posible interés" para el juicio.

Al día siguiente de suceder ésto, en el juicio se demuestra por fin que la fiscalía había mentido (para variar...) y que la orden de detención se produjo después de reducir entre gritos y patadas a los compañeros, además de que la toma de muestras no fue más que una farsa a la fuerza. Ante el descarado silencio de la fiscalía, todas las pruebas, testimonios y peritos relativos a este hecho son descartados y la intervención policial es declarada ilegal. Quién calla otorga dicen.

- Excluído otro testigo protegido. J.O.M., nº 100.

Dicen que todxs lxs presxs y ex-presidiarixs son unxs despojos con lxs que hay que evitar relacionarse a toda costa. Yo... ya he expuesto en varias ocasiones en este blog (y en otros medios o soportes) mi opinión personal acerca de las prisiones del capitalismo y no entraré ahora a hacer un análisis exhaustivo sobre la realidad de las mismas. No obstante, existen miserables que venden su dignidad y su solidaridad al/a la mejor postor/a, al/a la cual ofrecen su servidumbre a cambio de salir antes o gozar de más privilegios que aquellxs a lxs que señalan, acusan, difaman y asesinan.

En Chile encontramos el sujeto perfecto para este perfil en un individuo que responde a las iniciales J.O.M. y que sería el testigo nº 100 y uno de aquellxs testigos conocidxs como "sin rostro". El citado energúmeno se dedica desde ya hace tiempo a entrevistarse con la fiscalía y sus sicarixs, afirmando todo tipo de incongruencias y absurdos relatos de ciencia ficción con los que se gana el beneplácito de la fiscalía, con los beneficios carcelarios y las reducciones de condena que el mismo trae consigo.

El tipejo en cuestión afirmó en varias ocasiones que dentro de prisión lxs compañerxs seguían orquestando la actividad de esa inexistente asociación terrorista en el exterior, que lxs compañerxs sabrían dónde se encuentran lxs huídxs de la in-justicia, que sabrían dónde y cuándo iban a ser los próximos sabotajes y ataques a la máquina capitalista y otras joyitas y lindezas tales como que lxs compas le habrían hablado a él de esa supuesta red de financiación internacional que abastecería a la organización, así como le habrían reconocido a él su implicación en la colocación de los diversos artefactos que se les imputan (curioso, pues ni con sus compañerxs más cercanxs ni sus familiares lo han reconocido, será porque es mentira), que le habrían hablado también del transporte de material para fabricar explosivos de Bolivia a Chile (¿?), que le habrían hecho una oferta de pasar a tomar parte en las filas de la supuesta organización, que él (ésta es buenísima) habría entrenado a lxs compas en técnicas de guerrilla urbana y dotes paramilitares, que la gente desde fuera seguiría recibiendo órdenes de lxs "líderes" (en una organización anarquista, líderes...) que darían las señas a lxs de fuera para seguir atacando (imposible, puesto que todxs lxs compas durante su estancia en la cárcel vivían en régimen de máxima seguridad, pasando encerradxs 22 de las 24 horas que tiene el día y saliendo al patio sólo con cuatro personas y en ningún caso esas cuatro personas eran otrx de ellxs) y en definitiva, una serie de mentiras, falsos testimonios y delirantes acusaciones que la fiscalía se encargaba de proporcionarle a priori de los procesos en los cuales declaró, ganándose así favoritismos asquerosos como el ser despreciable que es.

Todo ésto, además, encuentra su coartada en que en Agosto del 2010, poco después de ser efectuadas las detenciones, la fiscalía, previsora y con su plan perfectamente compenetrado con la policía, obliga a convivir a uno de lxs compas con este gusano, aislando un ala de la prisión y forzando que el compañero sólo pueda relacionarse con él.

El notas escribe entonces tres cartas, dejando volar su enfermiza imaginación y que saldrían publicadas en la prensa. Aún a pesar de que sus palabras sí se muestran, no se revela en ningún caso la identidad real del sujeto, imposibilitando a la defensa el poder interrogarle también y descubrir más sobre su pasado o sobre su cometido con todas esas falacias de más que cuestionable verosimilitud.

Finalmente, partes de sus testimonios como “Informaré sobre la participación de los objetivos", "mandaré informes elaborados que den cuenta, dando cumplimiento a sus indicaciones, de mi trabajo de acercamiento y penetración en este grupo" o "le envié informes importantes, me enorgullece trabajar en su equipo”, resultaron concluyentes a la hora de lograr que J.O.M. se reconociese como enviado de la fiscalía, confirmando las sospechas de que no era más que un lacayo a su servicio.

Por ésto, se le aparta del caso y no declarará escondido tras su biombo. Su etapa de agente secreto llega a su fin y sus soplapolleces se descartan.

- Sobre la intervención del correo electrónico y la supuesta red internacional de financiación.

Con el objetivo de poder conseguir acceso a una cuenta de e-mail en la que supuestamente se encontrarían una serie de correos que demostrarían que lxs compañerxs habrían recibido dinero enviado supuestamente desde Italia para financiar su ilusoria asociación terrorista, la policía inició una investigación por blanqueo de dinero, ley antiterrorista y ley de la Agencia Nacional de Inteligencia (sí, de inteligencia, qué irónico ¿verdad?, polis inteligentes). El motor de dicha investigación sería un informante que habría alertado a la policía del envío de ese dinero. El problema es que no existe ningún documento, foto o dato acerca de dicho informante lo cual originó una discusión en Julio 2010, un mes antes de las detenciones, por poner en cuestión algunas partes la existencia del informante y negar el permiso para levantar el "secreto bancario" y considerar legal la intervención de los correos.

Finalmente, tanto la intervención como todo el tinglado derivado de ellas ha sido aceptado y se tendrá en cuenta en el juicio final (qué apocalíptico ha quedado).

Como aporte para comprender el tipo de vulneración de las libertades fundamentales y de la intimidad de las personas en Chile por parte de la fiscalía, invito a leer ésto: Cómo se sapea en Chile. El marco legal de la represión.

- Las declaraciones de la defensa

Los últimos días le tocó el turno de la defensa para exponer sus tesis.

Su dictado abordó varias problemáticas. Se acusó a la fiscalía, dirigida por Alejandro Peña (actualmente con un puesto privilegiado en el ministerio público, equivalente chileno al ministerio del interior) de dejar a medias las investigaciones (tras años sin encontrar nada) y de ordenar apresuradamente 14 detenciones que encajasen en sus necesidades y se les cargue una supuesta asociación ilícita con fines terroristas para subvertir el orden de lo existente, a pesar de que muchxs de lxs sujetos:

- No se conocían a priori de las detenciones, aunque algunxs sí habían ido a la misma clase en el colegio.
- No comparten la misma línea ideológica, aunque la mayoría son anarquistas y antiautoritarixs.
- Algunxs habían sufrido ya hostigamiento previo del Estado, por su militancia o activismo en grupos lautaristas o su vinculación con proyectos de Centro Social Okupado (existencia de rencor y sed de venganza por parte del poder).
- No existen pruebas concluyentes algunas, aún hoy, 10 meses después de las detenciones, que definan como legítimas o justas cualquiera de las mismas. Todo se basa en testimonios que no encuentran testigos (o testigos que no encuentran sus testimonios), invenciones, manipulaciones, montajes y chantajes.

También se intentó demostrar que las casas okupadas son éso, casas okupadas donde se desenvuelven actividades lúdicas, así como servir de vehículo para diversas expresiones políticas que no encuentran amparo en las instituciones u organismos oficiales o tradicionales. En ningún caso, esos centros sociales okupados ni esas viviendas okupadas son pisos francos donde esconder a compañerxs prófugxs o donde ocultar las bombas.

Destaca la citación por parte de la fiscalía de un examen químico que habría dejado claro que el resultado positivo en los exámenes en los que se habrían detectado las supuestas trazas de TNT (que serían partículas minúsculas, en muchos casos indetectables al ojo humano, motivo por el cual se usan dispositivos que dan positivo o negativo en función de la presencia o no de trazas en una ropa o una piel dadas) podrían ser también por trazas de detergente, productos de limpieza que contuvieren algún químico o similares y se exige que se muestren pruebas de la existencia del TNT.

Se llama a declarar a Alejandro Peña (entonces fiscal jefe) y a Rodrigo Hinzpeter (ministro del interior y muy coleguita del primero) para que se expliquen acerca de la decisión política y administrativa que determinó la súbita intervención del 14 de Agosto de 2010 y el desencadenamiento de la operación Salamandra. También se cita a dos historiadores, Sergio Gretz y Gabriel Salazar, para que expongan su visión de las casas okupadas como auténticos generadores de horizontalidad y cultura libre y disidente y no como puntos neurálgicos de ningún movimiento terrorista que es lo que quiere vender el Estado, así como para que expliquen por qué es ilógico plantear una organización anarquista jerarquizada (aunque no es muy difícil llegar a esa conclusión pero hay lumbreras y cerebros privilegiados en el entramado jurídico chileno que no vieron barrio sésamo de pequeñxs).

A grandes rasgos, se hace referencia también a la esquizofrenia diagnosticada que padece uno de lxs testigos sin rostro entrevistadxs por la fiscalía. Queda claro que la identidad del testigo fue oculta por la fiscalía ya que en la carpeta que almacena los datos aportados por éste, todo aquello que pudiere permitir identificarle se encuentra tachado y puesto que lo único que explicaría dicha ocultación sería que se trate de un testigo reservado de la ley 18.314, se alcanza la conclusión de que se trata de otra de las personas que pese a no encontrarse en condiciones de declarar con certeza, fue usado por la fiscalía para llenar más y más carpetas de sensacionalistas e impactantes chorradas.

Lo peor es que seguramente el pobre esquizofrénico tenga mayor capacidad de razonamiento y sea más cabal que muchxs de esxs desgraciadxs.

- Y otra etapa que se va

El sábado 18 de Junio terminó la preparación del juicio oral del procedimiento más largo de la historia de Chile, la operación Salamandra o como se la conoce extraoficialmente, el Caso Bombas, (rimbombante nombrecito acuñado por la prensa burguesa), tras una maratónica audiencia desde las 8:30 de la mañana hasta casi las 21:00.

La siguiente semana (es decir, ésta que corre a día de hoy, martes 21) se procede a la lectura de todo lo que no ha sido descartado durante las siete semanas de preparación del juicio. Así mismo, la fiscalía tendrá como os decía al principio la oportunidad de apelar la decisión de descartar las pruebas, peritos y testigos que se han venido dejando fuera del juicio a lo largo de la preparación y dicho veredicto corresponderá a la corte de apelaciones, desconociéndose todavía cuánto tardará ésta en dar una respuesta.

Según informan lxs compas, la fecha del juicio todavía podría alargarse varios meses y de ningún modo se descarta la posibilidad de que la fiscalía intente de nuevo jugárnosla. No olvidemos que este juicio no es contra lxs compas del Caso Bombas exclusivamente sino contra toda voz disidente, organizada, consciente y decidida, sea cual sea su expresión, sea o no violenta.

Se seguirá informando de la situación. 

Desde aquí enviar todo mi apoyo y mi solidaridad a lxs compañerxs chilenxs, a todos y todas y no sólo a lxs que están en arresto domiciliario. ¡Seguid fuertes!.

Nada ha terminado. Mónica Caballero, Andrea Urzúa, Rodolfo Retamales, Vinicio Aguilera, Pablo Morales, Felipe Guerra, Carlos Riveros, Camilo Pérez, Francisco Solar, Omar Hermosilla, Cristian Cancino, Candelaria Cortez, Diego Morales e Iván Golderberg. ¡Libertad para todxs ellxs y abajo los muros de las prisiones!.