"A la vida es necesario brindarle la elevación exquisita, la rebelión del brazo y de la mente" Severino Di Giovanni.

martes, 26 de abril de 2011

¿El diario La Gaceta se avergüenza de sus ideas?

Bueno, bueno, bueno, ¡anonadado me veo damos y caballeras!.

Resulta que en la procesión del jueves santo en Málaga, un/a fotógrafx inocentemente capturó una imagen de la misma. Los soldados legionarios, valerosos, fuertes y amantes del queso de cabra, levantan sus brazos y sus voces al cielo mientras sobre el peso de sus sagrados hombros llevan la estatua de Cristo su señor.

Pero algo más capturó la foto, uno de los payasos que paseaba la estatua por toda la ciudad tenía una esvástica tatuada en el brazo. Curioso detalle que sin embargo a algunxs ya no nos sorprende lo más mínimo pues, ¿dónde está la noticia de encontrar a un legionario con ideas nacionalsocialistas si se puede saber?, ¡joder!, ¡lo raro sería que hubieseis encontrado a un legionario anarquista!.

En fin, a lo que iba. 

"Caballeros legionarios procedentes del Tercio ‘Duque de Alba’ trasladan al Santísimo Cristo de la Buena Muerte desde su templo hasta la Casa Hermandad, en un tradicional acto al que han asistido miles de personas, hoy Jueves Santo en Málaga".

Así comenzaba el periódico La Gaceta su artículo sobre la procesión del Santísimo Cristo de Buena Suerte (dígoo, de Buena Muerte). En dicho artículo, el medio ultraderechista incluyó la misma foto en la que un/a periodista había fotografiado una esvástica tatuada en el brazo de uno de los legionarios. No obstante, al parecer, a lxs bastardxs fascistas les avergüenza su pasado y por eso, han optado por manipular la foto borrando el polémico simbolito del tatuaje del soldado.

Resultado, la foto de arriba es la original, dónde en el medio del dibujo, podemos observar el signo en cuestión. La foto de abajo, fue la publicada por La Gaceta, dónde se ve perfectamente que dicho emblema ha sido suprimido.


El medio Público (escaparate progre de republicanxs e izquierdillxs trasnochadxs) denunció la censura de La Gaceta y no contento con esto, llegó a telefonear a las autoridades del periódico filofascista exigiendo una aclaración de lo sucedido, las cuales según declaró Público, "no supieron explicar por qué ellxs la habían publicado sin la esvástica".

Una vez más, comprobamos la pluralidad y la libertad de expresión que hay en esta democracia dónde juegan con la verdad como juegan con nuestros derechos (es decir, como más les convenga a sus bolsillos).

En fin, ya lo dice el dicho, valga la redundancia, de que mala hierba nunca muere y el fascismo no es una mala hierba, es un campo lleno de ellas.

Viva la democracia, joder, viva.
España, te odio.