"A la vida es necesario brindarle la elevación exquisita, la rebelión del brazo y de la mente" Severino Di Giovanni.

martes, 8 de febrero de 2011

El marco represivo se intensifica. ¿Ejércitos en las calles próximamente?.

En la cumbre de Lisboa de la OTAN se ha firmado un tratado según el cual el papel del ejército adquiere connotaciones parapoliciales para la represión de lo que las élites neoconservadoras consideran la nueva amenaza emergente para el orden armado con el que perpetúan la mentira en su insostenible estructura social, es decir, las movilizaciones, manifestaciones y revueltas masivas que puedan surgir del cada vez más notable declive del mundo moderno, condenado por la demencia de unxs cuantxs a un inminente colapso.

Ante la incompetencia de lxs políticxs (designadxs por el pueblo para representar a sus intereses) por gestionar la terrible consecuencia de la crítica situación que ellxs mismxs han generado sirviendo a los deseos de sus auténticxs amxs, la banca privada global, las multinacionales y los grandes lobbys, la única solución que han encontrado ha sido la de autorizar en caso de una insurrección real, la intervención del ejército. Esto sólo refleja una cosa, que en poco tiempo, las porras dejarán paso a las ametralladoras. Asimilar este hecho de golpe puede resultar violento pero creo que desde algunos movimientos anticapitalistas ya se llevaba bastante tiempo advirtiendo de que el crecimiento de la sociedad capitalista tecnoindustrial derivaría inevitablemente en un régimen totalitario y dictatorial. Eric Arthur Blair (más conocido como George Orwell) no era un escritor de ficción, era un visionario y su obra 1984, no era sino un manual de instrucciones sobre el futuro de la realidad post-moderna.

El nuevo plan para el ejército de la OTAN no tiene que ser pulido ni deliberado y ya se ha puesto en marcha. Los días 3 y 4 de Febrero en la localidad griega de Koromilà al norte del país, efectivos de la OTAN realizaron ejercicios y maniobras destinados al entrenamiento en tácticas militares para el control de manifestaciones y rebeliones de alto riesgo. Frente a ésto, un grupo de soldados griegxs de la 71º brigada aerotransportada se han sublevado contra sus respectivos mandos y se han adscrito a lo que han llamado Red Libre de soldadxs Spartakos (recordar que en Grecia el servicio militar sigue siendo obligatorio).

Que la crisis que nos asfixia irá a peor es un secreto a voces. No hablamos de moco de pavo, no es un problema que se vaya a solucionar él solito, no. No hablamos de un simple paréntesis dentro del desarrollo de un proyecto socio-económico determinado ni tampoco de un momento de coyuntura en el avance de este sistema en el cual el sacrificio de vidas humanas y la puesta en peligro del mismísimo equilibrio natural se han vuelto necesarios. O sí, pero dicha necesidad no es condición sine qua non en la realidad vigente como nos quieren hacer creer desde sus oligopolios informativos. Se nos dice día a día que malvivir estos momentos de crisis y apretar el cinturón es necesario. Se habla de que esta crisis nos beneficia puesto que con ella aprenderemos de los errores del pasado para así poder sortear las nuevas dificultades con mayor facilidad pero ¿acaso no es esta situación consecuencia derivada precisamente de aquellos errores?, ¿qué ha aprendido la élite financiera de momentos en la historia como el crack del 29?. Creo que lo único que han aprendido es que las grandes crisis han terminado en grandes guerras y las grandes guerras en grandes fortunas para lxs de siempre. Yo sólo sé una cosa y es que se acabaron los new deal, ésto sólo puede cambiar de una forma, destruyendo el sistema capitalista y con él, su lógica esclavista y toda relación de dominación de un/a individux para con su prójimx sea este humanx o no.

Lxs responsables de la ofensiva neoliberal que constituye esta crisis la utilizan como una herramienta para justificar sus políticas las cuales nos roban cada vez más derechos, los derechos por los que tantas personas han muerto. Nos suben los impuestos, nos hacen pagar más todavía por la luz eléctrica o por los alimentos más básicos, nos hacen trabajar más y cobrar menos, nos niegan como individuxs y subliminalmente nos convierten en una mercancía productiva, la masa. En cualquier caso, nos hablan de apretarnos el cinturón pero somos nosotrxs lxs únicxs que pagamos pues los subsidios a las grandes empresas no se tocan, las plusvalías no se tocan, los sueldos desorbitados a lxs políticxs no se tocan y así un largo etcétera de tomaduras de pelo. Mientras, de modo paralelo, organizaciones de extrema derecha y mecanismos legislativos alimentan el nuevo marco de canibalismo social fomentando un sentimiento de fobia al/a la diferente basado en un alienante civismo que caracteriza su idea de una sociedad pulcra y perfecta. Así, el/la migrante se convierte en delincuente, el/la precarix se convierte en peligrosx, el/la homosexual/lesbiana/transexual/bisexual se convierte en enfermx y así sucesivamente con otra serie de detalles que suponen un obstáculo dentro de su dicotómico paradigma de normalidad.

El objetivo de todo ésto no es otro que el de atomizarnos al mismo tiempo que nos hacen pensar como una masa, amoldada al silencio del pensamiento único y a la comodidad artifiical que nos ofrece su mundo feliz criminalizando todo intento de visibilizar el conflicto. Nos hacen creer que la escasez es un factor inherente al status quo actual y así crecemos entre las 4 paredes de una escuela que terminará por convertirse sin que nadie se dé cuenta en una cárcel para el pensamiento, donde el día a día nos enseñará el antisocial principio de la competitividad. Competir por un punto más en el examen o por un puesto más privilegiado en la empresa, la dinámica a seguir es la misma, pisa al/a la de abajo para ser mejor que él/ella y de ese modo estarás más cerca de ese plastificado arquetipo de realidad al servicio de los intereses de la plutocracia occidental globalizada, el que te venden por la tele. Cielos eternamente azules, coches impolutos, largas melenas sin un sólo pelo fuera de sitio y sobre todo, mucha, mucha distorsión para convertir tu existencia en otra relación comercial. Una sociedad antipersonal in extremis que despersonaliza a lxs individuxs, mórbida y vacía, donde incluso los gestos y pasiones más profundas del corazón humano serán reducidas al absurdo y frío automatismo.

Vivimos tiempos difíciles y lo peor de todo es que mientras Europa entera se ha levantado contra los abusos de bancos y multinacionales, España continúa ignorando la envergadura del conflicto. Importa más un resultado de fútbol que la reciente reforma de pensiones, esa es la dura y vergonzosa realidad de este puto país. Va siendo hora de levantar cabeza y enfrentarse a la realidad. Es hora de dejar de esconderse detrás de estúpidas banderas y afrontar nuestra propia batalla. Porque esta es la guerra que daban por muerta, la guerra de lo humano contra lo salvaje. Ahora puedes hacer dos cosas. La primera, replantearte el por qúe de lo que te rodea y quizás adquirir conciencia, organizarte como creas conveniente y comenzar a subvertir al orden que admiras en el escaparate en el que han convertido tus aspiraciones. También puedes negarlo todo y autoconvencerte de que soy un paranoico enfermo que busca conspiraciones donde no las hay pero hagas lo que hagas, sabes tan bien como yo que se acerca el momento de plantar cara a esa duda que golpea tu cabeza noche tras noche, de mirar a los ojos a tus miedos, arrojar la primera piedra y enseñar el puño bien alto. Dejo la carta abierta escrita por dos de los soldados de la 71º brigada aerotransportada.


Rechazamos cualquier participación en operaciones de represión de manifestaciones

Basta ya con las mentiras de los oficiales del Estado Mayor y del Ministerio de Defensa

El adiestramiento de los soldados de la 71ª Brigada Aerotransportable en Kilkís va avanzando. La boina roja (como si hubiéramos soñado con ella alguna vez) requiere sacrificios, correr y sudar. Como ya se ha hecho conocido, en este tipo de adiestramiento tenemos que representar el papel de los manifestantes en un simulacro de represión de una manifestación. Por eso nos ordenaron que no nos afeitáramos.

La publicidad y las denuncias acarrearon las primeras reacciones. En el cuartel, en la reunión de los soldados de la mañana, el capitán informó a los soldados compañeros de la existencia de la denuncia, pasando al ataque, hablando de inexactitudes y mentiras. Habló de cobardía, llamando a los soldados a expresarse únicamente en la reunión de la mañana. Desde luego, a los pocos segundos, se retractó, empleando amenazas de encarcelamientos y tribunales militares.

Nosotros creemos lo mismo que toda la sociedad: es una cobardía esconderse detrás de los galones y la jerarquía, apartando la vida del cuartel de la sociedad, prohibiendo la publicación de las «arbitrariedades», que hasta las sentencias judiciales han permitido a todos los uniformados. Y es un acto de resistencia, derecho y obligación nuestros el informar al pueblo griego de los guiones de la conversión del ejército en una guardia civil. A continuación, señaló que está respaldado y que no tiene miedo de nada. Por supuesto, cuanto más hincapié hacía en esto, más se notaba que estaba en una posición difícil.

Resulta que una sola carta fue suficiente para causarles un problema y poner en duda nuestra participación en esta parodia, la cual, entre otras cosas, es un insulto para nuestra dignidad. Si queremos manifestar, sabemos dónde, cuándo y por qué hacerlo. Y nunca será esto un ensayo para un nuevo tipo de represión avanzado. El gobierno del PASOK, que desmantela y privatiza la Sanidad, la Enseñanza, que suspende los derechos laborales y de seguridad social, que nos deja sin trabajo, pronto nos va a encontrar frente a él.

Lo mejor, desde luego, llegó un poco más tarde, en la misma reunión, con el discurso del comandante. Según él, Grecia pertenece a la UE, el ejército griego forma parte del Ejército Europeo y ¡desde la próxima primavera está obligado a contar con dos escuadrones de represión de manifestaciones! Dichos escuadrones no sirven para el interior del país, sino para “misiones cuyo propósito son procesos de paz”, donde muchas veces hace falta intervenir entre dos “bandos en conflicto”, como por ejemplo, en Kosovo.

¡Se trata de una revelación completa del proyecto entero! ¿Dónde están pues las inexactitudes y las mentiras de las que nos están acusando?

Son los oficiales y el comandante de la 71ª Brigada Aerotransportable, el Estado Mayor y el Ministro de Defensa Nacional, quienes engañan a nuestro pueblo el hacen uso de unas mentiras propagandísticas:

- ¿A qué bandos en conflicto separa en la actualidad la OTAN en Afganistán?

- ¿Desde cuándo el protectorado de la OTAN en Kosovo, donde los albaneses y los serbios ya son hostiles con la OTAN, constituye una “misión de paz”?

- ¿La OTAN y el Ejército Europeo no defienden los intereses de los armadores en Somalia?

Rechazamos el término “misión de paz”, ya que nos ponemos del lado de nuestro pueblo, que rechazó los “bombardeos humanitarios” de la OTAN contra el pueblo yugoslavo, cuyo fin era el desmembramiento del país y la imposición de la soberanía de la OTAN, los Estados Unidos y la UE.

Directa o indirectamente la OTAN y la Unión Europea provocan guerras y luchas civiles, formando en una serie de nuevos países nuevas correlaciones políticas, sociales y económicas, al servicio de intereses específicos. Los gobiernos de los países de la UE, el gobierno de Bush y la OTAN, han armado, aleccionado e incitado al denominado Ejército de «Liberación» de Kosovo (UCK), al que hoy están acusando de contrabando de armas, drogas y mujeres y de crímenes contra la humanidad?

La OTAN y el Ejército Europeo son fuerzas de ocupación, y bajo el título de la “misión de paz” garantizan la estabilidad de las nuevas correlaciones y los nuevos intereses. Acabemos ya con estas historias.

En Kosovo, Afganistán, Somalia y en otros lugares, Grecia no exporta paz sino ocupación. Es el destino de estas misiones, descaradamente clasista, él que requiere una nueva forma, más policial. Con el Tratado de Lisboa, la OTAN fue nombrada guardia mundial del Nuevo Orden, manteniendo el derecho a la injerencia en los asuntos internos de países para reprimir las rebeliones sociales que provoque la crisis financiera.

Porque el enemigo no es sólo el ejército de enfrente o los “terroristas”, sino cualquier fuerza social amenaza el status quo que se ha formado. Frente a manifestantes no hacen falta sólo ametralladoras y baños de sangre, que puedan provocar la opinión pública. Al principio hacen falta productos químicos, balas de goma y porras, a un nivel más alto que la policía normal. Si la intensidad de las explosiones sociales lo requiere, va a llegar la hora de los blindados.

Las nuevas doctrinas militares de la OTAN y el Ejército Europeo son lo que nos ponen preocupados. Enemigo en última instancia es lo que pone en peligro el sistema político burgués y las leyes del mercado. Un número de funcionarios del gobierno y el mismo primer ministro elevan a “amenaza nacional”, una serie de cuestiones como los inmigrantes, las huelgas indefinidas, las grandes manifestaciones.

¿Por qué debemos estar seguros de que el adiestramiento para la represión de manifestaciones en el ámbito de la OTAN, el Ejército Europeo y la Brigada Balcánica servirá sólo para el extranjero? (No es que esto nos aliviara). ¿No debemos aprender de la experiencia mundial, donde las tropas imperialistas experimentadas de Estados Unidos-España-Francia-Gran Bretaña-Italia, regresando a sus países, han asumido el papel de la represión del enemigo interno y de la consolidación del ambiente de seguridad del régimen de la autoridad burguesa?

Es evidente que los de arriba se están preparando, introduciendo al Ejército, aunque indirectamente, aunque como un elemento intimidatorio, en la “operación” represión. Trataron de probarlo en Grecia en diciembre de 2008, así como en la gran huelga general del 5 de mayo de 2010.

Examinando, sin embargo, los últimos ejemplos recientes de países africanos, es obvio que si el pueblo lo quiere, ni el Ejército les puede rescatar.

Red de Soldados Libres Espartaco 



Para la noticia original click en este link
Para el blog de la Red de Soldados Libres Espartaco (En Griego e Inglés) click en este link